¿Qué se debe entender por inglés fluido?

Mucho se habla entre profesionales de la selección de personal y quienes diseñan puestos de trabajo y describen las características requeridas para desempeñar las funciones asociadas a dicho puesto sobre la imperiosa necesidad de contratar perfiles que tengan un “buen nivel de inglés” o que sean “hablantes fluidos”, sin embargo no parece haber ninguna regla o si quiera convención sobre exáctamente que constituye dicho requisito.

Ante la duda que puedan tener candidatos a una oferta de trabajo en particular conviene tantear lo máximo posible cual es el nivel de exposición una compañía o departamento de esta tiene con el extranjero y que regiones geográficas están comprendidas en su campo de acción ya que las necesidades comunicativas pueden diferir bastante en cuanto a intensidad y nivel dependiendo de lo antes mencionado. Igualmente el sector puede influir bastante en este aspecto profesional.

En cualquier caso en nuestra redacción tenemos una clara idea en cuanto a las habilidades lingüísticas que deben tener profesionales que aspiren a llegar lejos en su carrera:

  • Dominio del vocabulario específico del sector en el que se trabaja
  • Habilidad para poder socializar a un nivel más profundo, más allá del mínimo esperado
  • Poder comunicar ideas utilizando tantos elementos comunicacionales como sea posible
  • Modular y adecuar el tono en diferentes situaciones

Como se ve de las anteriores habilidades en ningún momento destacamos el hecho que se deba tener un conocimiento total y manejo perfecto de la lengua inglesa, aunque si bien un buen manejo de ella, son las habilidades complementarias la que pueden ayudar a una persona a comunicarse de manera más fluida y clara lo cual tiene un impacto directo en el desarrollo profesional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *